La solución del proyecto fue construir la casa mediante una estructura prefabricada de paneles de madera CLT. Ésta agilizaba enormemente el proceso constructivo, aumentaba las prestaciones térmicas, y ayudaba a construir de forma más eficiente y sostenible. La caja de madera se revistió con dos pieles: una de chapa blanca y la otra de madera de alerce. La chapa blanca grecada resolvía la medianera y plegaba hacia la fachada de la calle. La piel de alerce se encontraba en todas las partes donde la vivienda se abría al exterior para darle mayor calidez.

El interior se estructuraba con dos elementos centrales importantes: el patio interior y la escalera. El patio, junto con el jardín de atrás, daba luz natural y ventilación a todas las habitaciones de planta baja y aumentaba  la sensación de amplitud y calidad espacial. Al mismo tiempo, la escalera estaba pensada como pozo de luz para iluminar el espacio central de la casa, la zona de acceso, el aparcamiento y el baño de planta baja. Su colocación no se ideó solamente para iluminar éstos espacios, sino también para poder convertirse en el núcleo vertical de comunicación de una posible remonta futura con viviendas independientes.

 

Source: CASA NATRUS – Vimworks