Lagranja ha diseñado tanto la arquitectura como el interiorismo, creando el marco perfecto para la experiencia que propone el FOC Sentosa. El edificio tiene una planta irregular que se adapta a la vegetación de la playa. Ubicado paralelo al mar y al paseo marítimo, nace de un módulo muy sencillo que se repite en pequeñas variaciones y desplazamientos para conservar dos grandes árboles, un Mogano africano y una Samanea Saman (Rain Tree).

La cubierta del edificio es en parte pérgola y en parte un techo sólido. Mezcla sol y sombra y evoca el perfil de una casita de pescadores. Flotando encima de la primera planta, acristalada casi por completo, confiere un aspecto liviano a un edificio que no es para nada, pequeño.

El acceso – desde la calle – es baricéntrico, reparte a lado y lado dos niveles de espacios semi-abiertos. En la parte inferior se encuentran, ambos prolongados alrededor de la piscina mediante un deck de madera, el beach bar y el restaurante donde el visitante se encuentra con una barra realizada mediante una estantería de acero lacado, recubierta de vasos de tubo rellenos de resina transparente teñida, diseñado y producido por Lagranja Design para este proyecto.

Source: FOC Sentosa | lagranja design