Manuel Ocaña es un arquitecto español que ha creado una serie de obras inesperadas, frescas y poco heterodoxas en España y otros países. Su oficina tiene como principal finalidad la producción de pensamiento alrededor de la arquitectura, como un medio entre la tecnología, el arte y las demandas culturales a través de una interpretación creativa de su intersección. Este arquitecto español renuncia a la aplicación de recetas arquitectónicas, no comulga con ellas, le fastidian. Le gusta asumir siempre ese “riesgo controlado” como lo definía el gran maestro de la Bauhaus, Marcel Breuer. El riesgo es la adrenalina que alimenta su espíritu, sus creaciones y su mente, por eso Manuel Ocaña es un maestro de la arquitectura contemporánea.

Source: Manuel Ocaña